Meningococo B (MenB)


El meningococo es una bacteria que vive con frecuencia en la nariz y la garganta de una persona, sin provocar la enfermedad. Cuando se activa puede producir infecciones graves, sobre todo meningitis y sepsis (infección de la sangre), y provocar importantes secuelas, incluso la muerte de la persona afectada. La infección se puede tratar con antibióticos, pero a veces su avance es tan rápido que los medicamentos no resultan eficaces. La mejor prevención es la vacunación.

La Asociación Española de Pediatría recomienda la vacunación frente al meningococo B para todos los niños a partir de los 2 meses de edad. Actualmente, en España, esta vacuna solo es de uso hospitalario y está financiada exclusivamente para algunos niños inmunodeprimidos y en caso de detectar brotes de enfermedad.

¿Qué reacciones provoca? Las reacciones asociadas a la vacunación son leves. Las más habituales son el dolor y enrojecimiento en el lugar de la inyección, fiebre e irritabilidad. También es posible que provoque pérdida de apetito, vómitos y diarrea.