Moussaka

Moussaka

Tipo de plato: Plato principal

Tiempo de preparación: 60 minutos

Raciones: 4

Edad (meses): 9 meses


Ingredientes

250 g de carne picada, 2 berenjenas, 200 g de tomate triturado, una cebolla, 2 dientes de ajo, 250 g de bechamel, 100 g de queso para gratinar, una pastilla de caldo de carne, sal, pimienta y aceite.


Descripción

La moussaka es un plato típico griego que por su aspecto recuerda a una lasaña. Sin embarago, en este caso las placas de pasta son sustituidas por láminas de berenjenas, lo que da como resultado un plato suave y perfecto para que los niños coman verdura y carne a la vez.

Para prepararla, comienza lavando bien las berenjenas y cortándolas en rodajas de medio centímetro. Coloca las rodajas sobre una hoja de papel de cocina y espolvoréalas con sal. Pasados unos minutos, seca las berenjenas con papel de cocina.

Sofríe la cebolla y los ajitos bien picados en una sartén y cuando empiecen a dorarse alade la carme, mezclando muy bien. Añade después la pastilla de caldo de carne, el tomate tritura y sal y pimienta a tu gusto.

Mientras la carne se va haciendo a fuego lento, fríe las rodajas de berenjenas en abundante aceite hasta que estén doradas por ambos lados. Después déjalas escurrir en papel absorbente. Apaga la sartén de la carne.

Es el momento de empezar a montar nuestra moussaka. Coge un molde para horno con aceite y pon una capa de rodajas de berenjenas, después una de carne y otra de berenjenas y así sucesivamente hasta que se te acabe la carne. La última capa siempre debe ser de berenjenas. Cubre todo el molde con bechamel y mete el molde en el horno precalentado a 180 grados unos 35 minutos.

Un truco

cuando la moussaka lleve unos 30 minutos en el horno y ya haya empezado a dorarse, abre el horno y esparce un poquito de queso rallado sobre ella. Hornea cinco minutos más para que se funda y ¡a comer!