4 instrumentos musicales hechos con material reciclado para niños de 2 a 3 años

Simples objetos cotidianos se pueden transformar en pequeños instrumentos musicales que el niño se encargará de hacer sonar con ritmo y movimiento.

Niño con guitarra

Un guante musical

Pega unos botones de distinto tamaño, de plástico y metálicos, en los dedos de un guante de la talla del niño. Pónselos y anímale a averiguar cómo suenan las cosas de la casa cuando se golpean suavemente con los guantes.  

Una flauta con un cilindro de papel higiénico

Practica un agujero en el lateral del cilindro de un rollo de papel higiénico. Recorta un trozo de papel más grande que la circunferencia del rollo. Aplica pegamento en torno al borde del cilindro y pega el papel. Deja el cilindro de pie sobre el papel hasta que el pegamento haya secado del todo. Para tocar la flauta, enseña a tu hijo a poner la boca en el extremo abierto y...¡ a soplar! 

Un tambor con una lata

Una lata de leche es perfecta para convertirse en un tambor. Dile a tu hijo que haga un dibujo sobre un papel del tamaño del cilindro y pégalo en torno. Recorta el fondo con un abrelatas y coloca una tapa de plástico por cada extremo. Confecciona un palillo de tambor pegando el extremo de la punta de un lápiz en el orificio de un carrete vacío de hilo. Ya tenemos los palillos del tambor.

Maracas con flaneras de aluminio 

Coloca unas cuantas judías, lentejas o fideos en un molde de flan o magdalena. Otro molde idéntico se coloca encima como una tapa y se pegan los dos bordes con celo. Haz otro y tendrás tus dos maracas.

Magda Campos