5 juegos y un cuento para una fiesta de osos

La temática del oso de peluche es ideal para los niños entre 3 y 5 años. Estos son algunos juegos de osos que puedes organizar.

Niño disfrazado de oso

Para animar una fiesta de osos de peluche, hay que organizar juegos de osos. Aquí te proponemos algunos que encantarán a niños entre 3 y 5 años.

1. La danza del oso. Es una variante del juego de las estatuas. En este caso, los niños deben bailar como hacen los osos gordotes y torpones al son de una música alegre. Cuando para la música, se deben quedar como estatuas. Los desprevenidos que siguen bailando son eliminados.

2. El oso sin pareja. Los niños bailan en pareja, excepto uno que no tiene con quién bailar. Cuando para la música, todos cambian de pareja a toda prisa para no quedarse solo. 

3. El morro del oso. Dibuja la silueta de un oso de peluche sobre un papel grande y cuélgalo de la pared. Pinta los ojos, la nariz y la boca. Haz una nariz con una bola de papel negro o un trozo de corcho pintado de negro. En un lado del morro, pega un celo de doble cara. Los niños deben colocarlo en su sitio con los ojos vendados. Apunta el nombre del jugador en el lugar donde lo pega. El ganador es el que más se acerca al lugar correcto. 

4. Me como el osito. En un recipiente, mete gominolas en forma de osito y mézclalas con garbanzos, judías, lacitos o espirales de pasta, etc. Con los ojos vendados, los jugadores deben encontrar las gominolas de oso y comérselas. 

5. Pásame el oso. Decora dos globos con cara de oso. Forma dos equipos, cada uno con su globo. Al son de la música, los niños deben pasárselo. El primero lo pasa entre las piernas, el siguiente por encima de la cabeza, etc. El último en recibir el globo corre al principio de la fila y vuelve a pasar el globo al jugador que tiene detrás. Así hasta que todos hayan corrido. Gana el equipo que termina primero.

6. Y ahora, un cuento. Termina la fiesta contando a tus invitados el precioso cuento de los 3 ositos.

Magda Campos