Chistes de 'Era tan, tan...'

Para los exagerados

5 chistes muy muy exagerados para contar a los niños.

Niña riéndose

1. Era un hombre tan chico, tan chico, tan chico que al pasar por una pastelería, se le hizo la boca agua y se ahogó. 

2. Era un chiste tan malo, tan malo, tan malo que pegaba a los otros chistes pequeños.

3. Era un hombre tan bajito, tan bajito, tan bajito que la cabeza le olía a pies.

4. Era un hombre tan, tan, taaannn ¡CAMPANA!

5. En mi clase hay un niño tan alto, tan alto, tan alto que tiene pájaros en la cabeza.

6. Era una señora tan, tan, tan friolera, que hasta a las patas de la mesa les ponía medias.

7. Había una mujer tan, tan, tan delgada, que cuando comía una oliva pensaban que estaba embarazada.

8. Había una vez un príncipe tan feo, tan feo, tan feo que Cenicienta se fue a casa a las 11:30.

9. Había una vez una ciudad tan seca, tan seca, pero tan seca, que las vacas daban leche en polvo.