Precauciones con la toxoplasmosis

por la Dra. Carmen Guillén | 01/03/2010 13:29

 

Producida por un parásito, la toxoplasmosis es una enfermedad que puede afectar gravemente al feto, provocándole diversas lesiones cerebrales, oculares o incluso un aborto. Si estás embarazada, es recomendable que, hasta que no tengas los análisis que confirmen si estás inmunizada contra este parásito o no, sigas estas precauciones: evita el contacto con las heces de los gatos y la manipulación e ingesta de carne cruda. Es aconsejable comer la carne muy cocinada y se prohíben los embutidos (salchichón, chorizo, jamón serrano…), ya que se elaboran con carne cruda. Por último, también deben lavarse bien las verduras, ya que puedan haberse contaminado con heces de animales infectados. Estas recomendaciones también son válidas si no eres inmune a la toxoplamosis.