No abrigues a tu bebé en exceso

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 24/11/2008 10:09

 

Muchas veces, los padres que acaban de tener un bebé me preguntan cómo saber si el niño está suficientemente abrigado. Les suelo aconsejar fijarse en la temperatura de su cuerpecito. Si tiene las manos y los pies fríos probablemente necesite algo más de abrigo. Por el contrario, si está excesivamente abrigado notaréis que le sube el color en la cara y al tocarlo le notaréis caliente. El abrigo excesivo puede provocar aumento de temperatura corporal, incluso fiebre y hace que los niños mamen peor. La habitación donde está el recién nacido también debe estar templada, una temperatura de 21 ºC suele ser suficiente.