Mamar a todas horas

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 11/09/2012 12:37

 

Algunos niños quieren mamar sólo cuando tienen hambre, pero otros lo hacen a todas horas. ¿Por qué? Amamantar no es sólo una cuestión alimentaria, también una relación afectiva madre-hijo. El hambre es el motivo más importante por el que los niños piden el pecho a su mamá. Pero también hay otras razones: para buscar el calor de la madre, para calmarse ante problemas de ansiedad, miedo, por necesidad de contacto... En este sentido, no es malo dar el pecho tan a menudo, siempre que la madre aguante este ritmo y pueda disponer de tiempo. Si no es el caso, la mamá puede probar a dejar al bebé algún tiempo en brazos de papá o de los abuelos, a darle masajes para que sienta las manos de la madre en su piel, y a aislarlo de todo tipo de ruidos y crear un ambiente tranquilo para calmarle.