El pediatra en casa

Los especialistas de Guía del niño responden a las dudas y preguntas que los padres se hacen sobre temas relacionados con la salud de la embarazada y el futuro bebé, el parto y posparto, la salud del bebé y el niño, su alimentación y su desarrollo, la educación del niño, su relación con los padres y su entorno familiar y social.

El pediatra

La varicela de los niños y el embarazo

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 10/07/2012 11:00

 

La varicela es altamente contagiosa por lo que tu hijo tiene muchas posibilidades de contagiarse si continúa asistiendo a la guardería. La mejor prevención es la vacuna. Aunque se trata de una enfermedad habitualmente leve, cada vez son más los pediatras que recomiendan la vacunación, ya que en ocasiones da problemas serios o resulta muy molesta. El acuerdo sobre la vacunación es mayor en el caso de los niños mayores de 11 años que no la hayan pasado porque a estas edades es mucho más molesta y el riesgo de complicaciones es mayor. Sin embargo, la vacuna de la varicela no se puede administrar durante el embarazo, porque contiene virus vivos y podrían suponer un riesgo para el feto. En resumen, vacuna a tu hijo y mantente alejada de los niños con varicela. Si a pesar de todo tienes contacto con alguno, deberías recibir una dosis de gammaglobulina para prevenir que te contagies.

Consulta el reportaje La varicela en el embarazo

Exceso de saliva y sus primeros dientes

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 27/06/2012 09:45

 

Lo más frecuente es que los primeros dientes aparezcan alrededor de los seis meses. El babeo es habitual a partir del segundo mes, y se debe al aumento de actividad de las glándulas salivares. Los bebés fabrican más saliva de la que degluten, y parte se escapa, pero no tiene relación con la erupción de los dientes.

Dormir 'del tirón'

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 19/06/2012 09:29

 

Los límites de la normalidad en los patrones de sueño de los niños son muy variables. A ellos no les causa inconveniente dormir "a tirones", porque suelen compensarlo con otros periodos de sueño durante el día. Sólo cuando las  horas totales del sueño diarias son escasas, los niños suelen estar irritables, comen peor... No hay un método infalible para acostumbrar al niño a dormir todo seguido. Algunos padres pasan al niño a su cama, porque le tranquiliza y le relaja. Otros, después de comprobar que el niño no tiene hambre o sed ni el pañal sucio, optan por no hacerle mucho caso, para que vaya perdiendo el hábito de reclamar atención. Otros optan por infusiones tranquilizantes o por medicamentos antihistamínicos que provocan sueño. Y otros confían en productos homeopáticos. No es fácil recomendar un método, lo que sí puedo asegurar es que este patrón de sueño en el que no duermen "del tirón" está dentro de la normalidad.

Consulta el reportaje Las horas que deben dormir los niños de 0 a 6 años

Dormir con sujetador de lactancia

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 05/06/2012 09:12

 

Después del parto se recomienda el uso del sujetador de lactancia, y algunos especialistas lo aconsejan incluso durante la noche, para evitar que el pecho se caiga por el peso de la leche. Lógicamente esto tiene más importancia cuando la mujer está de pie, pero por la noche no es tan importante. Además, en algunas ocasiones hemos visto problemas de retención por la compresión de los tirantes del sujetador. Si no estás cómoda para dormir, el consejo claro es que te lo quites.

Medicamentos para la fiebre

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 29/05/2012 09:06

 
Bebé tomando medicina

Algunos estudios han demostrado que el ibuprofeno (dalsy, Junifen, Ibuprox...) es más eficaz para bajar la fiebre que el paracetamol. Sin embargo, el ibuprofeno no se debe utilizar en recién nacidos, porque puede alterar el metabolismo de la bilirrubina y provocar ictericia grave. Los preparados que contienen ácido salicílico (aspirina, AAS...) no deben utilizarse en los niños como antitérmicos por el riesgo de que desarrollen Síndrome de Reye.

Cólicos muy intensos

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 23/04/2012 11:36

 
Cólicos del lactante

El primer consejo es probar a quitar algunos alimentos de tu dieta, sobre todo derivados de la leche de vaca, durante algún tiempo. Si con estos cambios no notas mejoría en tu pequeño, es poco probable que mejore cambiándole a una leche anticólico. El consejo que doy siempre es no abandonar el pecho. No siempre el motivo real del llanto es el dolor intestinal. Procura que eructe bien y que haga deposición. Ofrécele pecho a menudo y si el llanto es muy intenso consulta con tu pediatra la posibilidad de darle un paracetamol en alguna ocasión.

Consulta nuestro reportaje Cómo calmar los cólicos del lactante.

Al dentista

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 17/04/2012 09:09

 
Lavándose los dientes

Los problemas de oclusión de los dientes pueden comenzar a manifestarse pronto. Una buena edad para solicitar consejo es la erupción de los molares, en torno a los 6 años. En la mayoría de los casos, el tratamiento se realiza en una sola fase entre los 10 y los 14 años, dependiendo del  momento en que se produce el recambio dentario. Sin embargo, algunos tratamientos se deben llevar a cabo en dos fases. La primera es más breve en torno a los 6 o a los 8 años y está dirigida a interceptar el desarrollo de la mala oclusión. La segunda se produce cuando han erupcionado los caninos y premolares permanentes, alrededor de los 11 o los 12.

La consulta debe ser más precoz en algunas situaciones: falta de un diente de la dentición definitiva –ocurre en el 6% de los niños– o la erupción ectópica de los caninos del maxilar.

No quiere comer

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 10/04/2012 09:03

 
No quiere  comer

Hay niños que son comilones y que, de repente, parecen no querer saber nada de la comida. Los niños pueden dejar de comer por muchos motivos, algunos importantes –infecciones, parásitos, alergias, enfermedades intestinales...– y, mucho más a menudo, otros de poca trascendencia –cambios en el apetito, rechazo de sabores...–. Acude al pediatra para que aclare por qué ha surgido este rechazo. Valorará si está afectando a su crecimiento y si es necesario hacerle análisis. Cuando tenga toda la información te dirá si hay algo serio detrás de ese comportamiento. Hasta entonces, no le fuerces a comer. Su tú le ves sano, no desesperes, probablemente no sea nada serio.

Alergia a la leche de vaca

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 07/04/2012 09:10

 
Niño con vaso de leche

Si un bebé es alérgico a la leche de vaca probablemente también lo sea a la de otros mamíferos y le provocaría la misma reacción. La alergia depende de una fracción de las proteínas de la leche que es muy parecida en la leche de varias especies (sobre todo de vaca, oveja y cabra). Los niños alérgicos a una, casi siempre son alérgicos a las otras. Afortunadamente la alergia a alimentos –la leche, el pescado y el huevo son lo más frecuentes–, suele mejorar con el paso del tiempo. A partir del año, aunque las pruebas alérgicas siguen siendo positivas, el 30% de los niños con alergia a alimentos toleran un consumo moderado, y según aumenta la edad, aumenta también el porcentaje de niños que toleran los alimentos que de más pequeños les provocaban alergia. La normalización de las pruebas alérgicas suele ser más tardía, por lo que no hay que esperar a que resulten normales para probar si el niño ya tolera el alimento. La mejor forma de prevenir la alergia a la leche de vaca es prolongar la lactancia materna por encima de los seis meses.

¿La lactancia inhibe la menstruación?

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 03/04/2012 09:07

 
Lactancia

La succión frecuente inhibe la ovulación. Las madres que continúan dando el pecho muchas veces al día, sobre todo por las noches, pueden tardar un año y medio en volver a menstruar. También influye el estado nutricional de la madre, aunque esto no suele ser un problema en nuestro medio, porque la mayoría de las madres están bien alimentadas. El mayor inconveniente puede ser el riesgo de quedarte embarazada sin desearlo, si no se adoptan otras medidas. Por ello, es aconsejable que utilices métodos anticonceptivos, si no quieres quedarte embarazada de nuevo.