El pediatra en casa

Los especialistas de Guía del niño responden a las dudas y preguntas que los padres se hacen sobre temas relacionados con la salud de la embarazada y el futuro bebé, el parto y posparto, la salud del bebé y el niño, su alimentación y su desarrollo, la educación del niño, su relación con los padres y su entorno familiar y social.

El pediatra

Tos ferina

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 27/12/2011 09:00

 

De todas las enfermedades que se pueden prevenir con vacunas, la tos ferina es la que menos ha descendido en todos los países. Es más, se ha confirmado que la mayor parte de los contagios en niños se producen a partir de adolescentes o adultos, que son portadores en su nariz del germen que causa al enfermedad, Bordatella pertursis. Estos adultos portadores, pueden estar completamente sanos, sin síntomas, e incluso pueden haber sido vacunados de pequeños frente a ella. Por esto, cuando se diagnostica un caso de tos ferina en un niño, se debe tratar a los adultos que conviven con él, para evitar que continúen diseminando el germen. Se están poniendo en marcha programas de revacunación en adolescentes y adultos con la intención de erradicar la principal fuente de contagio para lactantes y niños.

¿Alergia a las vacunas?

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 26/12/2011 08:57

 

Las vacunas causan reacciones alérgicas graves sólo en uno por cada 300.000 niños vacunados. Reacciones alérgicas menos graves pueden darse en niños diagnosticados de alergia al huevo y con la vacuna de del sarampión-rubeola-paperas. En estos casos, se aconseja administrar la vacuna en un hospital y permanecer en él un tiempo de observación. Los expertos consideran que el riesgo de las complicaciones alérgicas es menor que el de las enfermedades que se tratan de prevenir y aconsejan vacunar, tomando las precauciones necesarias. Sólo en el caso de la vacuna de la gripe y de niños con alergia demostrada al huevo, se recomienda no vacunar. En cuanto a la teoría "higiénica" –las vacunas protegerían en exceso a los niños de enfermedades típocas de la infancia impidiendo desarrollar de forma adecuada su sistema inmune), se trata sólo de una teoría que no se ha confirmado con estudios y que es rechazada por la mayor parte de los inmunológos.

¿Se puede reimplantar un diente?

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 20/12/2011 09:05

 

La reimplantación es sólo posible si se trata de los dientes definitivos, nunca con los de leche. Para que la reimplantación sea eficaz, es necesario actuar muy pronto, en los primeros minutos siguientes al accidente, y evitar la infección. Cuanto más tiempo pase, hay menos posibilidades de que el diente implantado prensa de nuevo. Se debe limpiar el diente con suero o leche y colocarlo lo antes posible en el hueco correspondiente de la encía (alveolo). Si no se puede recolocar debe conservarse en leche, suero fisiológico o saliva y acudir con él a un centro sanitario. A continuación, sin tanta prisa, un dentista deberá colocar una férula durante unos siete o diez días y poner tratamiento antibiótico o antiséptico. Es fundamentar que durante ese tiempo, el diente se conserve en un medio líquido (suero fisiológico o leche).

Fimosis

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 13/12/2011 10:30

 

La piel que cubre el grande –el extremo del pene– es el prepucio y debe ser lo suficientemente elástica como para permitir dejar al descubierto todo el glande. Si el orificio que forma el prepucio es estrecho, el glande no puede salir. En entonces cuando hablamos de fimosis y se soluciona cortando la piel del prepucio o, lo que es lo mismo, haciendo una circuncisión. La fimosis puede plantear problemas en el inicio de las relaciones sexuales, por lo que la circuncisión puede esperar a la pubertad. Pero si la fimosis es tan estrecha que dificulta la salida de la orina, existe riesgo de infecciones y, entonces, la circuncisión debe practicarse en los primeros años de vida. Los estiramientos del prepucio durante la infancia y la aplicación de cremas corticoides, pueden evitar llegar a la circuncisión. No hay que confundir la fimosis con la adherencia balanoprepucial, en la que el prepucio está pegado al glande y por eso no se puede retirar hacia atrás. Ésta se soluciona de forma espontánea al llegar a la pubertad.

Dermatitis del pañal

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 29/11/2011 09:08

 

El mayor responsable de este trastorno es el propio pañal. Lo que la provoca es el contacto continuado de la piel con la humedad de la orina y las heces. Esta irritación empeora con el roce o con la infección por hongos o bacterias. La orina no es muy irritante pero las heces sí. Los niños que toman el pecho tienen menos dermatitis del pañal porque sus deposiciones son más ácidas y menos numerosas. El tratamiento consiste en evitar la humedad, utilizando pañales de gran absorción y cambiándolos a menudo. En cuanto a las cremas, las más prácticas son las pastas espesas a base de óxido de cinc cuya finalidad es evitar que la humedad contacte con la piel. Las pomadas contra hongos y los antibióticos, deben aplicarse sólo cuando hay infecciones añadidas. La alternativa que nunca falla es quitar el pañal el mayor tiempo posible.

Cabeza aplanada

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 28/11/2011 10:03

 

Los bebés deben dormir boja bajo pero el error es confundir "dormir boca arriba" con "estar siempre boca arriba". Como los huesos de los lactantes son blandos, el peso continuado de la cabeza hace que la zona occipital se aplane. Además, los lactantes necesitan pasar algún tiempo boca abajo, para estimular los músculos del cuello y acelerar la movilización de la cabeza. Cuando puedas estar vigilando a tu hijo, es conveniente que le coloques boca abajo. Una almohada blandita puede ayudarte a sujetar la cabeza un poco rotada. Si no se corrige la postura, el aplanamiento occipital puede ser definitivo.

Consulta el reportaje Cabecita deformada tras el parto

Descender un testículo quirúrgicamente

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 22/11/2011 09:42

 

El motivo más importante para descender un testículo de forma quirúrgica no es el funcionamiento del testículo, sino el riesgo de que desarrolle un tumor en la edad adulta. Los testículos no descendidos están sometidos a una temperatura más alta que los situados en las bolsas escrotales, y esta temperatura favorece la degeneración. Cuanto más tiempo esté el testículo fuera de su sitio, mayor es el riesgo de que se desarrolle un tumor. Si la operación se realiza en el segundo año de vida, este peligro es prácticamente nulo, pero si alarga más allá de los 11 años, la probabilidad se multiplica por 30.

Hipotiroidismo y lactancia

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 08/11/2011 09:19

 

Si sufres hipotoroidismo y tomas tiroxina durante la lactancia la mejor forma de ajustar la dosis es hacer un control analítico unos días después del parto y, si es preciso, repetirlo al mes. Pequeñas cantidades de hormona tiroidea pasan por la leche al niño incluso en madres sin este trastorno y no plantean problemas. Sólo si el nivel de hormona en la leche fuera alto y además el recién nacido fuese hipertiroideo, podría provocar interferencias en el resultado de la prueba del talón, que se hace a todos los recién nacidos, pero esta posibilidad es rara. En cuanto al niño, es importante asegurar un aporte suficiente de yodo (se encuentra en la hormona tiroidea), porque influye en el desarrollo de su cerebro. Durante la lactancia las necesidades de yodo son más elevadas, de hecho aconsejamos a todas las madres que consuman un suplemento vitamínico que contenga yodo, por lo que es probable que los análisis confirmen que debes tomar una dosis parecida a la que utilizadas en el embarazo.

Mareos en el coche

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 25/10/2011 09:25

 

Hasta el 25% de los niños sufren este trastorno. El mareo se origina en una zona del oído interno con la que controlamos el equilibrio. También influyen las imágenes que aportan los ojos y algunos receptores que envían señales sobre la posición de la cabeza. Algunos niños dicen sentirse mal sólo con oler el interior del coche, otros se marean cuando se mueven mientras circula el vehículo, o sólo en los trayectos con muchas curvas. Mi recomendación es que los niños intenten ir dormidos, con la cabeza bien apoyada en el respaldo de su silla de seguridad, que lleven ropa cómoda sin ajustar, que procuren moverse poco y que no tomen lleven líquidos en el estómago. No hay tratamiento definitivo. En cuanto a las medicinas, aconsejamos antihistamínicos, como la Biodramina y sabemos de niños que han mejorado con mezclas de jenjibre y menta o medicamentos homeopáticos.

Menstruación y lactancia

por el Dr. Jesús Martín-Calama | 18/10/2011 09:22

 

La recuperación de la menstruación tras el parto es muy variable y tiene que ver sobre todo con la lactancia. Las madres que dan el pecho a menudo, suelen volver a menstruar uno o dos meses después de interrumpirla, mientras que las que usan el biberón tiene la regla entre seis y nueve semanas tras el parto. Además de la lactancia, el estrés o la pérdida de peso pueden influir en la reanudación de la actividad ovárica. La mayor importancia deriva de la posibilidad de quedar de nuevo embarazada. Si se ofrece el pecho a menudo –pausas inferiores a 4 horas– de forma exclusiva y no hay menstruación, las posibilidades de quedarse embarazada son casi nulas.