Balanitis

Qué es la balanitis

A lo largo de su infancia tu hijo pasará por decenas de procesos víricos y bacterianos, golpes, caídas... Un sinfín de enfermedades del niño que te llevarán con relativa frecuencia a la consulta del pediatra. Te contamos qué es, qué síntomas causa y cómo tratar la balanitis en niños.

Balanitis

Qué es la balanitis

La balanitis es una infección o inflamación del glande, situado en el extremo del pene y una zona muy sensible. Puede producirse por la exposición a bacterias, hongos o levaduras. Las infecciones por bacterias se caracterizan porque la superficie adquiere un color rojo intenso y una supuración brillante. Las infecciones por levaduras causan manchas blancas y pus. La mayoría de casos se deben a una limpieza insuficiente del pene al no hacer las retracciones pertinentes del prepucio en niños con fimosis.

Qué síntomas causa la balanitis

  • Dolor en la zona.
  • Enrojecimiento.
  • Hinchazón.
  • Supuración.
  • Mal olor.

Cómo tratar la balanitis

La mejor forma de evitar la balanitis es seguir una adecuada higiene de las zonas íntimas del niño. Al acabar el baño, retrae la piel del prepucio hasta que el glande quede al aire para asegurarte de que esta zona quede libre de bacterias, gérmenes y restos de orina. Así evitarás además que acabe desarrollando fimosis. Es importante que la maniobra sea suave y sin tirones para que el niño no sienta dolor y te impida limpiarle otros días. Recuerda que los bebés nacen con fimosis congénita por lo que las primeras retracciones apenas conseguirán mover la piel del prepucio. Si el problema persiste, consulta a tu pediatra para que valore la posibilidad de prescribirte una pomada o circuncidarle.

Una vez infectado, el tratamiento se base en limpiar la zona. Pon al niño en la bañera con agua limpia y tibia cubriéndole los genitales para que le baje la inflamación. Después sécale y retrae ligeramente la piel del prepucio. Elimina los restos de pus con un bastoncillo de algodón. No uses jabones ni cremas en la zona salvo que te las prescriba el médico. Según la intensidad y tipo de infección puede prescribirte antibióticos y una crema antimicótica si hay hongos.

 

Volver al Diccionario