Un verano divertido y sin riesgos

La supervisión paterna, clave para evitar accidentes

10/06/2009

La seguridad de los más pequeños es tarea de sus progenitores. Y según la organización de prevención de accidentes infantiles Safe Kids USA, la medida más eficaz para evitar los riesgos que pueden conllevar algunas actividades veraniegas es la supervisión paterna. 

 
Familia jugando en el campo

Llega el verano, el fin de las clases y la posibilidad de practicar numerosas actividades deportivas y de ocio que encantan a los más pequeños. A partir de ahora tu hijo pasará más tiempo corriendo y lanzándose al agua que sentado en una silla, unas actividades que les encantan, pero que también pueden suponer algún riesgo.

De hecho, en verano aumenta la incidencia de caídas, golpes y heridas, afortunadamente, la mayoría de ellas leves y evitables. Y es que, como recuerda Safe Kids USA, una organización estadounidense que trabaja en la prevención de accidentes infantiles, la adopción de algunas sencillas medidas de seguridad por parte de los padres ayudan, y mucho, a reducir los riesgos.

Según Safe Kids USA, no basta con prohibir a los pequeños que corran al lado de la piscina o pedirles que se pongan casco cuando monten en bicicleta. Lo importante, tal y como aseguran estos expertos, es la supervisión paterna, es decir, “convertir a los padres en una red de seguridad de sus hijos”.

Y para ello, esta organización ofrece algunas recomendaciones:

  • Mantener las sillas, las cunas u otros muebles lejos de las ventanas, que en verano suelen estar abiertas, y evitar que los niños pequeños jueguen en los balcones o cerca de ventanas que no tengan algún tipo de barreras.
  • Supervisar activamente a los niños cuando estén en un parque.
  • Vestir a los niños con un equipo protector adecuado, como cascos para bicicletas y manguitos para la piscina. Es importante asegurarse de que el equipo se ajusta de manera adecuada a su talla.
  • Controlar a los niños en todo momento cuando estén cerca de una piscina, un lago, el mar u otra fuente de agua. Nunca se debe dejar a los niños sin vigilancia.

Si quieres más información para que tus hijos pasen un verano feliz, saludable y seguro, consulta el completo reportaje que te ofrecemos en el número de Julio de Guía del Niño, que estará en tu kiosko a partir del 15 de junio.