Juegos que ayudan a crecer de 0 a 2 años

A cada etapa, el suyo

Acabáis de ser padres y tenéis ganas de colmar de besos y caricias a vuestro pequeño y de que crezca para poder jugar con él. No hace falta que esperéis a que sea mayor. Te presentamos juegos para ti y tu bebé, desde sus primeros días de vida que, además, le ayudarán a crecer.

 
Bebé con sonajero
 

De 0 a 6 meses

Tu pequeño pasará mucho tiempo dormido pero pronto tendrá ganas de verlo todo y se iniciará en la ardua tarea de tocar y agarrar. A esta edad, los mejores juegos son los que potencian el tacto, la vista y el oído.

Desde el nacimiento

* En la cuna. Acaricia su cuerpo con un sonajero suave diciéndole las partes del cuerpo que recorres. De vez en cuando para en una zona y haz sonar el juguete. Fíjate en su expresión para saber qué partes le gusta más que le acaricies. Háblale de lo que está sintiendo.

* En el baño. Deja que flote en el agua y, antes de vestirle, dale un masaje: además de relajarse aprenderá las primeras nociones sobre su cuerpo.

A los 2 meses

* En su hamaquita. Agita un sonajero moviéndolo de un lado a otro de la cabeza; mientras no pueda agarrarlo, dará vueltas para verlo.

* En tus brazos. Mueve tus manos cantando “los cinco lobitos”.

A los 3 meses

* En la cuna. Haz suaves ejercicios de gimnasia flexionando y estirando sus piernas y brazos.

* En tu regazo. Dale un sonajero y toma tú otro. Agítalo para que te observe.

A los 4 meses

* En la cuna. Acaricia su cuerpecito con distintos objetos suaves: una pluma, un pañuelo, un muñeco de terciopelo.

* En tus brazos. Sujeta al bebé por debajo de las axilas y balancéalo suavemente simulando el movimiento de las olas.

A los 5 meses

* En el suelo. Coloca al bebé en una manta y dale la vuelta como si fuera una croqueta para que vaya aprendiendo a girarse sobre sí mismo. Esconde un juguete bajo una mantita y anímale a que la levante para encontrarlo.

* En tu regazo. Agita juguetes con sonidos y observa como gira la cabeza, a un lado y luego al otro. Hazle pedorretas en el cuello.

A los 6 meses

* En tu regazo. Recorre con tu dedo las partes de su rostro: los ojos, la nariz, la boca y ve nombrándolos. Haz algún juego de mano como “Los cinco lobitos”.

* En el suelo. Coloca almohadones y siéntale entre ellos. Pon un pañuelo encima de su cabeza y tira de él. Luego, tápate tú y anímale a tirar del pañuelo. El célebre «cucu-tras» les encanta.

Juguetes para esta edad: sonajeros, alfombras, proyectores de sonido, peluches, tableros de actividad, gimnasios.