Juegos para aprender nuevas palabras

Baile de letras

Enseñar a tu hijo a divertirse aprendiendo nuevas palabras y cómo escribirlas correctamente es más fácil de lo que piensas.

 
Niña con pizarra

1. Palabras muy valiosas

Escribe las 29 letras del abecedario en una columna y lanza el dado para otorgar una valor a cada una. Anota ese valor (de 1 a 6 puntos) junto a cada letra para facilitar el recuento. Después, da 3 minutos a tus hijos para que encuentren una palabra que empiece por cada una de esas letras y calcula cuántos puntos ha obtenido. Puedes ir aumentando la dificultad del juego pidiéndoles que anoten cada vez más palabras.  

2. La letra mágica

¿A tu hijo le cuesta distinguir las letras “d”, “b”, “p” y “q”? Ayúdale a diferenciarlas con un sencillo juego. Coge una cartulina negra y recorta una gran letra “d”. Enséñasela y pregúntale qué letra es. Después, colócale frente al espejo para que vea reflejada la letra “b” y vuelve a poner a prueba sus conocimientos. Gira la letra para que descubra la “p” y la “q”. Se quedará alucinado al comprobar la magia encerrada en una sola letra.

3. Tablero de palabras

En un folio, dibuja una tabla con las siguientes categorías: nombre propio, país o cuidad, comida o bebida, personaje de cuento y película. A continuación, elige una letra. Todos los niños tienen que encontrar una palabra que empiece por esa letra para cada una de las categorías. El que acabe primero gritará “¡stop!” y empezará el recuento. Da 10 puntos por cada palabra correcta, 5 si dos niños encontraron la misma, y 0 si no rellenaron la casilla. Sigue eligiendo letras. El que más puntos obtenga, gana.  

4. ¿Con qué letrita?

Escoge una letra del abecedario y pide a tus hijos que escriban una frase en la que todas las palabras empiecen por esa letra. Por ejemplo, si seleccionas la “l”: “Lucía lució un vestido lila” o “Luis lamió el limón en el lago”. Cada palabra correcta vale 1 punto.

5. La mano ciega

Venda los ojos de tu hijo y colócale frente a una pizarra o delante de un folio. Guía su mano para escribir palabras sencillas y cortas como “mamá”, “perro” o “libro”. Si adivina lo que ha escrito, dale un premio.

6. Baile de letras

Escribe en varias cartulinas diferentes palabras con las letras desordenadas –en lugar de "tenedor", "enetrdo"; o en lugar de "tijeras", "asjetir"–. Coloca a los niños por equipos y dales varias tarjetas. El equipo que antes resuelva todos los anagramas, gana.

7. ¡Yo no he dicho eso!

Colocados en círculo, da un papel al primer niño para que escriba una frase. Por ejemplo, "A Luis le encanta merendar bocadillos de jamón". En siguiente jugador copiará la frase cambiando una palabra –"A Luis le encanta comer bocadillos de culebras"– y doblará el papel de tal forma que solo se lea la última frase. Cada jugador va haciendo sus modificaciones. Al final, se lee la frase inicial y la última. ¡Vaya cambio!

8. Columna de palabras

El moderador elige un palabra y coloca cada una de sus letras en una línea, de tal forma que la palabra se lea en vertical, formando una columna. Los niños tienen que escribir en el menor tiempo posible una palabra que empiece por cada una de esas letras, cuanto más largas mejor pues cada letra vale un punto. Si, por ejemplo, eliges la palaba MÓVIL, podrían escribir Melocotón, Osezno, Valiente, Isabel y Larguísimo. Gana el niño que más puntos tenga.

9. Todo en orden

Divide a los niños en dos grupos y dales un montón de tarjetas con una palabra escrita en cada una de ellas. ¿Serán capaces de ordenarlas alfabéticamente? Gana quien sea más rápido.

10. Con 'b' de 'burro'

Aprender las reglas de ortografía no es fácil para los niños, pero cuanto antes logren distinguir la "b" de la "v", cuándo hay que poner "h" y cuando no... menos faltas cometerá en la escuela. Está demostrado que leer y ver las palabras escritas ayuda a aprender palabras más fácilmente. Escribe un montón de palabras con faltas de ortografía y otras sin. Ve enseñándolas a los niños por turnos y da un punto al capaz de identificar si está bien escrita o cuál es el error.

Laura Jiménez