Las vacunas recomendadas en el embarazo

Por tu salud y la de tu bebé

El uso de vacunas durante el embarazo no está totalmente contraindicado. Todo depende del tipo de vacuna y del momento de la gestación. Repasamos cuáles conviene que te pongas antes de quedarte en estado para proteger tu salud y la de tu pequeño.

 
vacunas en el embarazo

Tradicionalmente se ha considerado que el uso de vacunas está totalmente contraindicado en las mujeres embarazadas, pero no es exactamente así. Depende del tipo de vacuna y de las enfermedades de que proteja. Hablamos con el profesor Josep María Lailla, presidente de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) para resolver estas dudas.

Los tipos de vacunas

Los sanitarios disponen de dos tipos de vacunas, las elaboradas con virus vivos y las elaboradas con virus muertos. Las primeras están totalmente contraindicadas durante la gestación. Es el caso de inmunizaciones como la de la varicela o la rubéola. Mientras, las que se crean a partir de virus muertos pueden administrarse, en principio, sin problemas.

Antes del embarazo

Esta diferencia entre vacunas aptas para la gestación y contraindicadas hace que las sociedades médicas recomienden a la pareja que busca el embarazo que acuda a una consulta pregestacional para poner al día su cartilla de vacunación. Es importante que llegues al embarazo inmunizada contra la rubéola –la vacuna combina protección contra paperas y sarampión y se conoce como "triple vírica"– y contra la varicela si no has pasado la enfermedad. La infección por rubéola puede causar graves problemas en el feto e incluso la pérdida de la gestación. Y lo mismo ocurre con la varicela. 

Sigue las indicaciones de tu médico para saber cuándo puedes quedarte en estado, pues unas inmunizaciones recomiendan esperar al menos cuatro semanas y otras doce.

En el embarazo

Hay algunas vacunas que puede –y deben– administrarse durante la gestación. Son estas:

  • Vacuna contra la gripe. El Dr Lailla. recuerda que existe un Plan Nacional contra la gripe que considera a la  embarazada una persona de riesgo ante esta enfermedad, siempre que la gestación coincida con los meses de mayor incidencia –entre diciembre y marzo–. Se aconseja la vacunación contra la gripe con las mismas indicaciones y contraindicaciones que cualquier otra persona y en cualquier trimestre del embarazo.
  • Vacuna contra la tos ferina. La presencia en nuestro país de niños no vacunados contra la tos ferina, una enfermedad incluida en nuestro calendario de vacunaciones, ha provocado la aparición de una enfermedad que estaba casi erradicada. "Últimamente se han dado casos de afectación a mujeres jóvenes embarazadas que han tenido repercusión fetal" informa el doctor. Por ello, se recomienda a la mujer gestante que no ha estado vacunada ni ha sufrido la enfermedad con anterioridad que se vacune. La de la tos ferina es una vacuna que también protege contra la difteria y el tétanos y que se conoce como Tdpa. Esta es la medida más eficaz para proteger al bebé no sólo en su vida intrauterina, sino también al nacer pues le llegarán anticuerpos a través de la placenta para que no contraiga la enfermedad hasta que le pongan su propia vacuna a los dos meses.
  • Vacuna contra el tétanos. "Todo el mundo debería estar vacunado, con dosis de recuerdo periódicamente del tétanos, con más motivo si esta persona debe entrar en un quirófano y someterse a una herida y a una sutura del tipo que sea" afirma el profesor Lailla. Este es el motivo por el cual se recomienda actualizar la vacuna del tétanos a las embarazadas. Según el Ministerio de Sanidad, las mujeres que hayan tenido cinco dosis de vacuna contra el tétanos a lo largo de toda su vida están suficientemente protegidas, pero consúltalo con tu ginecólogo.
 

Paula Bermejo




Elige y compra en Amazon