Qué hacer si dejas de sentir a tu bebé en la tripa

Cuando no hay patadas

¿Qué hacer si dejas de sentir las pataditas de tu bebé? ¿Es preocupante? ¿Hay que consultar? Si, de repente, dejas de sentir a tu bebé moverse en tu tripa, te harás alguna de estas preguntas. Aquí tienes las respuestas.

 
si no notas a tu bebé moverse

En algún momento del segundo trimestre, empezarás a sentir las pataditas de tu bebé en tu abdomen. Será para ti todo un acontecimiento, el inicio de una vida compartida. Te sentirás habitada.

Las semanas irán pasando y sus movimientos se harán más claros y coordinados hasta que al final del embarazo llegues a observar cómo tu tripa se va deformando cuando se mueve.

La mayoría de las embarazadas identifican los momentos del día o de la noche en que su bebé es más activo. Su pequeño huésped da frecuentes señales de vida que van disminuyendo a medida que su habitáculo se va estrechando. Ya cerca del parto, es normal que el bebé se mueva menos, especialmente cuando su cabeza ha encajado en la pelvis.

Esta disminución en su actividad intrauterina es normal. Pero la falta total de movimiento puede ser un signo de que algo va mal. Puede indicar que está en riesgo, por ejemplo por problemas del cordón umbilical o de la placenta.

Qué hacer si no sientes sus movimientos

Lo primero es dejar lo que estás haciendo y concentrarte en lo que te preocupa. Siéntate y toma un vaso de zumo de fruta. Relájate y concéntrate en sus movimientos. Seguramente, notarás que se mueve más de lo que pensabas. Los bebés se suelen mover al menos cuatro veces en una hora.

Cuándo consultar

Si te inquieta que tu bebé se mueva menos o poco, consulta con tu matrona o ginecólogo para que compruebe su estado de salud. Ante cualquier problema, es preferible actuar a tiempo aunque eso signifique provocar el parto.

 

Victoria Gómez




Elige y compra en Amazon