La depresión aumenta el riesgo de parto prematuro

Según un estudio publicado en la revista Human Reproduction

La investigación, elaborada entre 1996 y 1998 con 800 mujeres, refleja que una mujer deprimida tiene el doble de posibilidades de dar a luz antes de la semana 37.

 
Bebé en la incubadora

Hasta la fecha, se desconocen los factores que provocan el nacimiento de un bebé de forma prematura. Los investigadores del Centro de Kaiser Permanent de California han llevado a cabo un estudio con casi 800 mujeres que se encontraban en la 10ª semana de gestación. A partir del cuestionario que rellenaron, comprobaron que más de un 40% de ellas daban muestras de padecer depresión moderada o grave.

Una vez dieron a luz, comprobaron que, las que habían tenido signos de depresión más graves al inicio del embarazo, tuvieron a sus pequeños antes de la semana 37 de gestación, lo que se considera parto prematuro. Para ser exactos, las que tenían signos leves o moderados presentaban un 60% más de riesgo de alumbrar prematuramente y las de signos graves, un 100%; es decir, dos veces más que las mujeres sin depresión.

Los antidepresivos no fueron los culpables de estos partos prematuros ya que solo el 1’5% de ellas tomaba medicación. Lo que sí comprobaron es que las mujeres con un bajo nivel educativo, las que habían padecido algún evento traumático, padecían obesidad o habían seguido tratamientos de fertilidad son más propensas a tener bebés prematuros, lo que certifica que los factores hormonales, sociales, demográficos, reproductivos y, sobre todo, el estrés, pueden adelantar tu fecha de parto.

Intentar estar tranquila, sin ansiedad ni preocupaciones y descansando tanto como sea posible son fundamentales para vivir un embarazo redondo.

 


Elige y compra en Amazon