Los niños dedican menos del 20% de su tiempo a jugar

28 de mayo, Día Internacional del Juego

Jugar es un derecho de los niños y una necesidad para desarrollar las competencias fundamentales para su futuro como adultos. Por ello, el Observatorio del Juego Infantil (OJI) y la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ) defienden la importancia de esta actividad en la celebración de su Día Internacional.

 
Niño jugando con un camión

El juego no sólo es una de las actividades más saludables para los niños sino que también forma parte de los derechos universales de los más pequeños. Por eso, cada 28 de mayor con motivo de la celebración del Día Internacional del Juego, el Observatorio del Juego Infantil (OJI) quieren reivindicar la importancia de esta práctica.

“La cantidad de juego de los niños en España es claramente insuficiente. Cada vez empiezan a jugar más temprano con dispositivos electrónicos (entre los tres y los cinco años) y más de un tercio juega solo”, asegura Petra Mª Pérez Alonso-Geta, catedrática de la Universidad de Valencia y miembro de OJI.

Por otra parte, los niños españoles dedican menos del 20% a jugar ya que este porcentaje está destinado a la alimentación, a las actividades extraescolares, a ver la televisión y al juego mientras que el 50% está lo dedican al sueño y el 30% al colegio. Además, el juguete es el protagonista en el ocio de los niños hasta los 7 años, pero a a partir de esa edad se reduce su presencia a favor de los aparatos electrónicos (53%) y el juego físico en los deportes (25%) produciéndose un abandono prematuro del juego con juguetes hacia los 9 años. En este sentido, el descenso de oportunidades de juego entre iguales impide que los niños desarrollen competencias esenciales  para su futuro como adultos.

Manifiesto por el derecho a jugar

En 2010, la Asociación Internacional por el Derecho de los Niños y Niñas a Jugar (IPA) creó un Manifiesto por el Derecho de Niños y Niñas a Jugar con el fin de demostrar a la comunidad, tanto nacional como internacional, la importancia del derecho a jugar. Estos son los puntos que aparecen en el documento:

  • El juego constituye una actividad esencial para el desarrollo del individuo como lo es la educación, la alimentación o la salud.
  • Si los niños, niñas y jóvenes pudieran crecer en la alegría del juego devendrían adultos con mayor salud física y mental y la actitud lúdica les acompañaría siempre.
  • El juego resulta una valiosa herramienta para generar una sociedad mejor, fomentando la comunicación entre las personas, profundizando en las relaciones de los individuos de una comunidad y reconciliando posturas antagónicas.
  • El juego potencia la creatividad y el talento, estimulando la posibilidad de ver las cosas de distintas formas, favoreciendo mentes abiertas, alimentando la capacidad de transformar los conceptos e imaginar perspectivas nuevas.
  • El juego incide directamente en el desarrollo de la inteligencia emocional: en la capacidad de controlar las emociones, de motivarse un mismo, el reconocimiento de las emociones ajenas y el control de las relaciones.
 


Elige y compra en Amazon