La mágica aventura de descubrir

Patrocinado por Fisher Price

Descubrir el mundo desde la cuna y a gatas es una tarea tan compleja como divertida. Acompañar a tu hijo en este camino de manera natural, dejando que siga su propio ritmo y usando prácticos juegos hará que esta aventura sea mucho más enriquecedora.

 

 

¿Qué padres no quieren dar a sus hijos lo mejor desde que nacen? Los primeros meses de vida son los más importantes en la vida de un niño, primero porque se crean los lazos afectivos más intensos con sus papás y porque es una etapa en la que aprenden rápidamente y alcanzan unas capacidades increíbles en poco tiempo.
No hay mejor forma de guiarle en este proceso que a través de los juegos, que le ayudarán a alcanzar hitos del desarrollo de una forma sencilla. Jugando aprenderá a coger cosas, a sentir diferentes texturas, a balbucear, gatear, escuchar, imitar, andar, hablar... Cada nuevo descubrmiento, además de alegrarle, le hará consciente de todo lo que es capaz y le empujará a seguir con su investigación.
Los padres deben tener siempre en cuenta que lo importante no es alcanzar hitos del desarrollo antes; lo importante no es la meta, sino eel camino; el verdadero desarrollo viene de la mano de la diversión, la experiencia y el aprendizaje natural, pues está demostrado que cuando damos a los pequeños libertad para que descubran a su manera y ritmo, aumentan la diversión y los éxitos.  

El corazón de los juguetes

Si jugar es la mejor manera de aprender, los juguetes parecen por tanto el mejor vehículo para lograrlo, siempre que estos se encarguen de alimentar el instinto natural de los más pequeños de explorar imaginar, crear y aprender a través del juego.
Fisher Price lleva 80 años trabajando en productos que ayudan a los niños a conocer el mundo que les rodea a su ritmo y manera, permitiéndoles embarcarse en su pequeña gran aventura del descubrimiento, para convertirse en los pequeños felices que todos padres desean. ¡Y vaya si lo consiguen!

 


Elige y compra en Amazon