La fuerza está en las espinacas

Y ya sabemos porqué

Popeye tenía razón: las espinacas aumentan la fuerza muscular. Investigadores norteamericanos han descubierto porqué.

 
espinacas

Por lo visto, los dibujantes de este célebre personaje no estaban mal encaminados: la espinaca, esa verdura que muchos niños acceden a comer porque Popeye lo hace, da fuerza. Al menos así lo aseguran los investigadores de la Universidad de Rutgers (EE UU) que han descubierto que las espinacas ayudan al crecimiento de los músculos. Pero el “culpable” no es el hierro, como siempre se ha creído, sino el fitoecdisteroide, un tipo de esteroide presente en las hojas de esta verdura, que actúa sobre las proteínas y las transforma en masa muscular, lo que aumenta un 20% la velocidad de crecimiento de este tejido. Un buen argumento para que, como Popeye, los niños las tomen con frecuencia.

 


Elige y compra en Amazon