El menú de un bebé de 7 meses

Empieza con la carne

A partir de los 7 meses, tu pediatra te indicará que ya puedes añadir pequeñas cantidades de carne en el puré del bebé. Así deberás proceder.

 

Una vez comprobado que asimila bien las verduras, podrás añadir pequeñas cantidades de carne al puré de tu bebé. Otra novedad en su dieta es que puede tomar cereales con gluten ya que se alejan los riesgos de padecer intolerancia. 

El pediatra te indicará las pautas a seguir de acuerdo con el desarrollo del bebé. Se parecerán bastante a lo siguiente: 

Desayuno: un biberón de leche con o sin cereales con gluten. 

Almuerzo: puré de verduras (un trocito de patata con guisantes/ judías verdes/ calabaza /zanaharia o la mezcla de varias)  con 20 g de carne (pollo, pavo, ternera). Según cómo ha comido, puedes terminar con agua, leche, un yogur para bebé o un poco de compota. 

Merienda: papilla de frutas (manzana, pera, plátano) y algo de leche o yogur para bebé.

Cena: una papilla de cereales con leche. 

Nunca fuerces al bebé a terminar lo que le pones en el plato. Si rechaza el puré, no te preocupes y continúa con la leche. Lo que no le gusta hoy, lo puede aceptar pasados unos días.

Recuerda que la leche sigue siendo el alimento principal de su dieta durante todo el primer año. Debe tomar en torno al medio litro al día.

Ante cualquier duda, contacta con tu pediatra.